Trucos de Cocina

Utilizaremos una marmita o cazuela de cobre. Si no disponemos de ella, meteremos un corcho para la cocción.
Una vez está cociendo el agua, “asustaremos” al pulpo tres veces (lo metemos y lo sacamos del agua hirviendo)
Dependiendo del tamaño del pulpo, lo dejaremos unos treinta minutos cociendo. El pulpo se quedará rizado, con los tentáculos para adentro.
Es conveniente dejarle reposar en el propio agua de cocción aproximadamente unos 20 minutos .
Una vez cocido podéis aderezarlo como queráis